PELÍCULA: «STRADIVARI»


   "STRADIVARI" es una película sobre la biografía de Antonio Stradivari, el famoso fabricante de violines. La historia comienza cuando Stradivari es un niño huérfano que escucha por primera vez el sonido de un violín.

    Anthony Quinn,  interpreta al protagonista a edad avanzada y  está acompañado por su hijo Lorenzo Quinn, que encarna al personaje de joven.También figuran en el reparto otros dos hijos, Francesco y Danny, en papeles secundarios.

   Antonio Stradivari fue el más importante luthier italiano. Diseñó y comenzó a fabricar por entonces violines más estrechos y alargados,cuyas proporciones favorecieron un sonido más penetrante. La densidad de la madera y un barniz especial, cuya fórmula se desconoce, contribuyeron al aumento de la vibración y a la perfección del sonido. También construyó violas y violonchelos.

    La película está en versión original subtitulada. ¡Espero que os guste!


¿Te han dicho que no sirves para cantar? ¿Quieres saber si es verdad?

no sirves para cantarSi crees que no sirves para cantar quiero que te lo replantees.

Sí que es cierto que hay personas que tienen talento natural y otras que no lo tienen, pero estar en el segundo grupo de personas no significa que no sirves para cantar.

Por otro lado, tienes que tener mucho cuidado cuando a una persona le dices que no sirve para cantar.

Ten en cuenta que estás jugando con sus ilusiones y sus sueños.

Puede que esa persona no tenga una voz bonita y puede que le cueste afinar, pero si trabaja en la dirección adecuada, puede conseguirlo.

¿Cómo saber si sirves para cantar?

Podemos hacerlo con una prueba muy sencilla.

Di algo.

¿Has oído lo que has dicho?

¿Lo has entendido?

Si la respuesta a estas dos preguntas es sí, ¡enhorabuena! Sí sirves para cantar.

Lo que quiero que entiendas con esta pequeña broma es que para cantar sólo necesitas tener un aparato fonador (aquí tienes un artículo donde puedes leer cómo funciona).

Entonces… ¿qué diferencia hay entre las personas que cantan bien y las que cantan mal?

La diferencia radica en cómo utilizas tu aparato fonador.

Hay personas que han aprendido a hacerlo de manera más o menos intuitiva

Lo más común es que estas personas tengan problemas contra los que no sepan como luchar.

Por ponerte un ejemplo, cantan muy bien algunas canciones que no tienen demasiados agudos, pero en las que los tienen se les descontrola totalmente la voz.

Este tipo de cosas pasan cuando educas tu voz de manera intuitiva.

Lo sé porque es lo que me pasaba a mi hace muchos años.

Yo sabía que se me daba bien cantar, pero tardé mucho en apuntarme a clases porque pensaba que yo sola ya me defendía.

Aún así me ponía muy nerviosa antes de los conciertos, yo pensaba que porque soy muy tímida, pero he podido comprobar que en realidad era porque no sabía cómo controlar mi voz en situaciones límite: no sabes cómo va a funcionar el sonido, si te vas a oír por los monitores, si va a haber mucho público, etcétera.

Cuando acababa un concierto y me venían a felicitar respiraba aliviada porque todo había salido más o menos bien.

Pero un más o menos dejó de valerme y empecé a buscar tener un control total sobre mi voz.

Hay personas que no han aprendido de manera intuitiva

Estas personas puede ser que canten o que no se atrevan a hacerlo, sobretodo en público.

Si estás en este grupo de personas y estás leyendo este artículo, lo más probable es que te guste cantar y para ti sea una pequeña o gran frustración no poder hacerlo.

Pero la única diferencia que hay entre tú y el grupo de arriba, es que tú vas a tener que aprender desde cero.

Ten en cuenta que aunque te lleve más tiempo y trabajo, es muy probable que acabes haciéndolo mejor que uno que ya se defendía cantando si no se esfuerza por mejorar las cosas que le cuestan.

Muchas veces es sólo cuestión de percepciones

Te digo esto porque muchos cantantes, en la primera clase, me piden que les sea sincera y les diga si sirven o no sirven para cantar.

Algunos tienen muchos problemas y otros sólo algunos.

Puedo entender que haya personas que me pregunten si sirven o no porque tienen problemas más visibles, pero cuando alguien que tiene problemas poco vistosos lo hace, sé que voy a poder hacer que esa persona se sienta orgullosa de sí misma, porque significa que sabe que va a tener que trabajar para mejorar.

La diferencia entre los que se creen que no tienen nada por corregir y los que son conscientes de sus limitaciones, es que los primeros se quedan estancados y los segundos avanzan.

Obviamente, todos sirven para cantar, porque hasta ahora todos los que han venido tienen aparato fonador.

Entonces me preguntan cuánto tiempo van a tardar.

Esta pregunta es difícil de responder, pero puedo poner ejemplos de casos reales de otros alumnos con sus mismos problemas que han conseguido superarlos y en cuánto tiempo.

Como es lógico, el tiempo depende de la persona, de cómo de rápido asimila la información, de cuánto practica en casa, y de muchos otros factores. Si este tema te interesa, haz clic aquí.

¿Cuál es el problema que hay en tu voz que te hace pensar que no sirves para cantar?

Como te decía, es cuestión de percepción.

Hay muchos problemas que puedes tener en la voz y en los que se puede trabajar.

Tener estos problemas no significa que no sirves para cantar.

Vamos a ver algunos de ellos y para que veas que tienen solución, te voy a remitir a algunos artículos que hemos escrito sobre esos temas en concreto:

Afinación

Este es el problema más vistoso.

Normalmente, una persona que desafina suele pensar que no sirve para cantar e incluso se lo han llegado a decir los demás, haciéndole sentir muy mal.

Es muy común encontrar personas que han abandonado la idea de cantar por este problema, lo cual es muy triste, pues depende del caso, en pocos meses se puede solucionar.

Lo sé porque yo misma he ayudado a algunos de mis alumnos a conseguirlo.

Aquí tienes un artículo de Carlos al respecto.

Gallos

Es otro problema muy visible.

Es especialmente bochornoso cuando te pasa en mitad de una presentación y puede hacer que los cantantes a los que les ha pasado tengan un trauma con esto y adquieran miedo escénico a partir de ese momento.

De repente se te rompe la voz y pierdes el control. Si quieres saber más sobre esto, haz clic aquí.

Ritmo

Cuando intentas cantar una canción y no eres capaz de seguir el ritmo también te da la sensación de que no sirves para cantar.

Si estás en un escenario y tienes que cantar con una base musical o con otros instrumentos, es especialmente notorio y la gente va a percibir el fallo.

Aún así, esto es algo que se puede aprender a hacer.

Lee aquí cómo.

Tienes una voz fea

Esto es más que nunca cuestión de percepciones.

Puede ser que pienses que no puedes aprender a cantar porque no tienes buena voz.

Puede ser que quieras que tu voz suene más bonita.

Cualquiera de estos dos casos tiene solución.

Notas agudas

Las notas agudas son otro gran problema para los cantantes. Muchos no saben cómo abordarlas.

Si lo piensas, es bastante normal que las notas agudas supongan un problema.

Ten en cuenta que son frecuencias que no solemos utilizar durante todo el día.

Lo más normal es que nos movamos en notas graves, el rango de la voz de pecho, la que usamos para hablar, por lo que al cantar nos es mucho más fácil.

Los tres principios básicos para cantar notas agudas pueden ayudarte un montón.

Vibrato

No saber hacer vibrato no significa que no sirvas para cantar.

Muchas veces es simplemente que no sabes cómo hacerlo y muchas otras veces es porque todavía no tienes el equilibrio vocal necesario para poder hacerlo.

Lee aquí sobre el vibrato.

Falsete

Hay muchas personas que me dicen que no saben cantar si no es en falsete y que por consiguiente no sirven para cantar.

Cuando les escucho veo que tienen muy confundido el término falsete.

Si a ti también te pasa, échale un vistazo a este artículo.

Dolor en la garganta al cantar

Si te duele la garganta al cantar no es buena señal, pero no significa que no sirvas para cantar.

Lo que te está pasando es que no lo estás haciendo correctamente, pero puedes aprender a cantar sin forzar la voz.

Aprende cómo aquí.

Todos estos problemas vocales tienen solución, aunque no significa que no tengas que trabajar duro para encontrarla.

Lo que quiero que saques en claro de este artículo es que sí sirves para cantar si te lo propones y que no dejes que nadie te diga lo contrario.

Si estás dispuesto a luchar por ello, lo conseguirás.

Si este artículo te ha tocado la fibra sensible y quieres hacer lo mismo por otras personas ¡Compártelo!

AtribuciónNo comercialCompartir bajo la misma licencia Algunos derechos reservados por nickwheeleroz

La entrada ¿Te han dicho que no sirves para cantar? ¿Quieres saber si es verdad? aparece primero en Vox Technologies Vocal Studio.